lunes, 14 de mayo de 2012

27. La Vida No es un Estilo

Me perdono a mí mismo el haberme permitido y aceptado haber querido tener una vida como la que se presenta en los medios de comunicación como comerciales, es decir, que han sido los estereotipos que he adoptado como ‘lo que quiero ser,’ sin darme cuenta que nada de ello fue una real expresión de mí mismo, sino que fue creado como ‘necesidad’ y adoptado sin cuestionar qué es realmente lo que busco en tal adopción de ‘estilo de vida.’

Me perdono a mí mismo el temer perder mi ‘estilo de vida,’ donde toda la comodidad que experimento a través de poseer dinero puede terminarse en el momento que las consecuencias de nuestro mismo deseo de comodidad, vida ‘satisfactoria’ en términos económicos nos ha llevado a las consecuencias que ahora enfrentamos donde tales ‘estilos de vida’ basados en derroche de dinero, comodidad, lujos, deseos de tener más cada vez nos han llevado a la total ruina donde todo cuanto podamos comprar en algún momento no existirá más, puesto que nos hemos separado de la vida misma para generar tales necesidades como algo ‘superior’ a quienes somos. Esto implica que las consecuencias de la búsqueda de nuestros deseos y anhelos basados en ‘comprarnos una vida,’ tienen un precio aunque no sea totalmente ‘visible’ por ahora, tendremos que experimentar el peso de las acciones de igual manera a como lo hemos disociado de nuestra responsabilidad.

Me perdono el haberme permitido y aceptado el haber decidido seguir los ‘sueños americanos’ que se me presentaban en las pantallas de televisión y en los comerciales como ‘el ideal que quiero alcanzar,’ nunca investigando y realmente sentando la cabeza para entender que todo aquello fue únicamente un negocio redondo especializado en generar/ crear necesidades con el fin de engrosar los bolsillos de las personas que tuvieran la gran perspicacia de utilizar la credulidad humana con fines de marketing. En ello me doy cuenta de que en el momento en el que comencé a verme como solamente una imagen al espejo, comencé a vender la totalidad de quien soy como vida para ser y adecuarme a ser una imagen que pueda ser aceptada/ deseada/ alabada dentro de mi contexto de realidad.

Me perdono a mí mismo el haberme permitido y aceptado utilizar todo cuanto se me presentó como ‘mejora de vida’ a través del consumo y uso de productos que pudieran hacerme ‘la vida más placentera,’ sin darme cuenta de que la vida no requiere de ser ‘placentera’ a través de comprar y consumir productos, sino que esto es algo que he aceptado como ‘parte de la vida’ y que ha sido vértice sobre el cual hemos trazado la separación de vivir en la simpleza del respiro y vivir para consumir energía en la idea de que ‘quienes somos es cuanto compramos/ consumimos/ usamos/ portamos’ generándonos la idea de ser solamente un personaje dentro del ‘teatro de la vida,’ donde las altas y bajas como la tragicomedia son parte del ganar y perder donde siempre buscamos estar ‘en la cima de la montaña,’ generando ideales de vida que son únicamente trazados para mantener mercados económicos de pie.

Me perdono a mí mismo el haberme permitido y aceptado desear la vida de los ‘ricos y famosos’ ya que se me presentaba como la vida ‘sin problemas,’ sin nunca antes ver cómo es que tal vida es el resultado de haberme generado una expectativa de ‘cómo debo vivir’ basado en los medios, las imágenes, la idealización de la vida basada en consumir, en tener grandes riquezas como sinónimo de poder obtener amor (sexo,) y grandes placeres a través de la acumulación de dinero, lo cual incluye ser alguien ‘importante’ y ‘superior’ dentro de la ‘media social’ que es usualmente un punto donde se busca ser ‘más’ para dejar de ser ‘ordinario,’ y convertirnos en ‘extraordinarios.’

Me perdono a mí mismo el haberme permitido y aceptado creer que existe un ‘hueco’ en mi existencia donde constantemente busco ‘algo’ con lo cual satisfacerme, llenarme, saciar la ‘sed’ que tengo de tener, de consumir, de usar, comprar y todo cuanto tenga que ver con obtener algo en separación de mí para ‘llenar’ al aparente ‘hueco existencial,’ que únicamente puede existir como la dependencia energética que hemos aceptado como ‘quienes somos,’ donde nunca hemos visto cómo es que todo cuanto deseamos en distintas formas simplemente se traduce a la compra y consumo de experiencias que nos generan una reacción energética que denominamos satisfacción, felicidad, disfrute como algo condicional a cuanto compramos, consumimos, adquirimos y usamos, lo cual nos indica qué tan separados hemos estado de todo cuanto nos rodea como uno mismo e igual a nosotros, donde las relaciones que hemos generado hacia personas/cosas/ seres vivos, son de índole energético, donde todo cuanto consumo es para generarnos una experiencia.

 

Me perdono a mí mismo el haberme permitido y aceptado creer que mi libertad reside en poder decidir ‘qué compro’ y que mi libre albedrío reside en decidir ‘cuál marca consumo que me defina mejor como ‘quien soy’’ y en ello reducir toda realidad a un simple consumo de vida indiscrimando para satisfacer la ‘idea’ que tengo de mí mismo – no la vida que soy en realidad y que existe en la simplicidad de cada respiro donde me doy cuenta que el no participar en tales deseos de consumo, es un punto de paro a la perpetuidad de los eternos deseos de consumismo para ‘satisfacción humana.’

Me comprometo a mí mismo a exponer cómo es que nos hemos enfrascado y esclavizado a ser únicamente robots que buscan satisfacerse energéticamente de formas variadas que se ‘ajustan’ con respecto a los distintos diseños de vida en los cuales me he permitido enfrascarme como ‘estilo de vida,’ sin darme cuenta que la simplicidad de vida es llevada a cabo de la misma manera que respirar y que moverme físicamente para desempeñar mi vida diaria, la cual no requiere de un constante estímulo externo más que el alimento que tengo que consumir para poder seguir existiendo físicamente.

En esto me doy cuenta de que el aceptar a la vida como un ‘diseño’ como un ‘estilo’ implica reducir la expresión de quien realmente soy a una imagen que busca siempre satisfacerse y superarse mediante el consumo y compra de productos que me son presentados con el principio de generarme ‘necesidades’ que no son reales, puesto que veo y comprendo que el único propósito de satisfacer ‘tales deseos’ corresponde al deseo que otros tienen por mi propio dinero, tal como yo deseo el dinero para poder obtener algo que pueda hacerme sentir ‘más’ y ‘mejor’ en mi vida, en separación de la satisfacción como la aceptación de la compleción que soy realmente como uno mismo e igual, la cual he disminuido a una experiencia humana busca siempre satisfacerse, llenarse, superarse a través de productos, personas, relaciones en separación de mí mismo, sin darme cuenta que en esto estoy ignorando la realidad que se genera para ‘satisfacer mis deseos.’ Un ejemplo es la esclavitud de labores que surge para crear productos de lo más barato posible debido a la mano de obra pagada miserablemente, para que aquellos que puedan tener el mayor beneficio sobre tal producción, puedan satisfacerse de una manera en igual proporción a la satisfacción que yo busco en la compra de tales productos que me son vendidos y ofertamos.

En esto me comprometo a hacer visible cómo es que el abuso de vida No solamente proviene de ‘corporaciones,’ sino que es el resultado de nuestra participación en la aceptación de reducir nuestra vida a ser un diseño, un estilo de vida que debe satisfacerse y completarse mediante la compra y consumo de productos, de generar relaciones y experiencias como ‘idea de vivir’; en esto exponer cómo es que momento a momento de aceptación de tales ecuaciones de consumo como yo compro = soy feliz y entre más dinero tengo = más poder obtengo entre otras, son las ‘pequeñas aceptaciones’ como creencias que hemos alimentado a lo largo de nuestra vida individualmente, que sumadas dentro de una población de más de 7 billones de personas, ultimadamente generan la actual disparidad donde toda formad de deseo de poder, crea su opuesto como parte del funcionamiento de la realidad.

Me comprometo a exponer cómo es que la ‘ley de la atracción’ es en realidad el arma de generación de pobreza masiva al alimentar los deseos por tener riqueza, por la avaricia y ambición que generan mayor separación entre seres humanos, convirtiéndonos en ‘más competitivos’ en un ideal de ‘progreso,’ sin darnos cuenta que al buscar este fin último de ‘riqueza’ como satisfacción, invariablemente alguien debe ser directa e indirectamente afectado para que ‘tales sueños’ puedan serme producidos por aquellos que no tienen otra forma de existencia más que tener trabajos mal pagados para pode comer.

Me comprometo a hacer visible a la riqueza no como un símbolo de poder que se deba aspirar, sino como un símbolo de abuso donde invariablemente existe corrupción que ya no será apoyada por la vida misma, y que tendrá que caer por su propio peso que es el peso de la ilusión que tiene el dinero como sistema de creencia/ dios sobre esta realidad.

Me doy cuenta de que la actual crisis económica, política y social es una indicación de que el fallo y colapso total nos está demostrando cuán inestable e insustancial nuestra realidad estaba fundada en, lo cual significa que entre más busquemos ‘superarlo’ mediante el mismo medio de sistema monetario actual = más caerá, puesto que lo que está sostenido por ideales/ creencias no podrá ser ya mantenido dentro de este proceso donde la vida como igualdad es lo único que podrá prevalecer.

Me comprometo a hacer visible a los padres que el inculcar el valor del dinero sobre la realidad únicamente causará gran confusión y sufrimiento para un niño en el actual momento de realidad en el que nos encontramos donde todo cuanto pudiera ser sostenido por más ilusiones – como el dinero –tendrá que ceder, y en ello, un entendimiento de la responsabilidad real es necesario para poder apoyar a que todo ser humano se realice a sí mismo como la vida donde tales dependencias energéticas sobre ‘experiencias de vida’ puedan ser expuestos como las drogas de vida que se han convertido en una total adicción de la humanidad.

Me comprometo a hacer esto visible/ sabido/ conocido para dar la oportunidad a toda persona que esté dispuesta a escuchar, sobre las razones de la actual situación mundial como nuestra responsabilidad donde la solución reside en las acciones y movimiento que uno mismo lleva a cabo como parte del entendimiento de la magnitud del proceso actual donde el único valor que permanecerá sobre esta existencia es el de la vida misma- para ello, hago presente las solución del Sistema Igualitario Monetario donde la vida finalmente sea respetada, reconocida y otorgada como derecho de existencia en dignidad para todos, lo cual implica que toda ‘presentación’ como ideal de vida basado en la fantasía de superioridad sobre otras formas de la existencia, tendrán que llegar a su fin para que la realidad en igualad finalmente sea establecida como el único ‘estilo de vida’ que pueda ser sustentable por los siglos de los siglos y las generaciones que emerjan en este mundo.

 

Desteni

Desteni Español

Foro en Español 

Equal Money System 

 

No Más Amos

1 comentario:

  1. Esta muy chida la foto, efectivamente no mas amos del mundo bajo cualquier figura, gracias Marlen

    ResponderEliminar

ShareThis